miércoles, febrero 21, 2018

Un fotógrafo colocó cámaras alrededor del Ártico y las dejó filmando, capto lo inimaginable

Se puede decir fácilmente que esta es la evidencia más larga y probablemente la más grande de nuestra actual catástrofe climática captada por la cámara. Lamentablemente, no fue el primero ni el último.



El fotógrafo James Balog y su equipo viajaron a Groenlandia para examinar un glaciar cuando sus cámaras captaron algo increíble. James y sus colegas estaban recopilando imágenes de las cámaras que se habían desplegado alrededor del círculo polar ártico durante un período de tres años. 


Balog y su equipo estaban filmando material para un documental y buscaban buenas tomas para presentar en la película, pero ninguno de ellos estaba preparado para ver lo que pronto se desarrollaría frente a ellos.




James Balog, que es un experto en fotografía de la naturaleza, nunca pensó demasiado en el cambio climático y no creía lo que los científicos decían por años sobre el calentamiento global.

"No pensé que los humanos fueran capaces de cambiar la física básica y la química de este planeta entero y enorme. No parecía probable, no parecía posible ", dice Balog.

Durante una exposición encargada por National Geographic en el Ártico, vio lo que le estaba pasando a la Tierra de primera mano.




De hecho, después de diez años, se estrenó la película de Balogs, "Chasing Ice", y decidió documentar el derretimiento de los glaciares con un enjambre de cámaras. Y fue durante este tiempo que Balog y su equipo grabaron uno de los escenarios más espeluznantes y aún más espectaculares jamás registrados.


Balog y su equipo vieron como una masa de hielo del tamaño del Bajo Manhattan se rompió frente a ellos. De hecho, el momento fue tan espectacular que el evento fue registrado en el Libro Guinness de los Récords y muestra claramente cuán grave es la situación para el clima de la Tierra.




En lo que a la mayoría de nosotros respecta, lo que Balog y su equipo grabaron frente a la cámara fue un desastre sin precedentes. Lamentablemente, no fue la primera ni la última vez.

De hecho, recientemente, se separó la plataforma de hielo antártico Larsen C, y es el doble del tamaño del país europeo más pequeño. El iceberg Larsen C fue la cuarta plataforma de hielo más grande de la Antártida.

Google+ Badge

Síguenos en Google+

Síguenos en Twitter

© Grandes enigmas y misterios del mundo
Maira Gall