martes, febrero 03, 2015

Nuevas evidencias de vida en Marte

Un equipo internacional acaba de presentar los resultados de unos análisis según los cuales la existencia de vida microbiana en Marte (al menos en el pasado) es
más probable de lo que pensábamos
.

tissint_meteorito

El 18 de julio de 2011, un meteorito marciano cayó en el desierto marroquí.

El objeto tenía pequeñas fisuras que estaban llenas con un material que contenía carbono de naturaleza orgánica, según varios análisis.

Ahora, tras realizar exámenes detallados de ese carbono orgánico, Philippe Gillet, director del Laboratorio de Ciencias de la Tierra y Planetarias, adscrito al Instituto
Federal Suizo de Tecnología en Zúrich, y un grupo de instituciones de China, Japón y Alemania han llegado a la conclusión de que probablemente tiene un origen biológico.

Además, han descartado por completo su génesis terrestre y han demostrado que el contenido del carbono fue depositado en la fisuras del meteorito (llamado Tissint) antes de que este abandonara Marte.

Rayos gamma, riesgo letal

Más letal que el impacto de un meteorito sobre la Tierra sería una explosión de rayos gamma en nuestra galaxia, incluso aunque esta tuviera lugar a miles de años luz.

De hecho, los científicos creen que un fenómeno de estas características pudo
causar en el pasado una gran extinción de especies en nuestro planeta.

Las explosiones de rayos gamma son estallidos de radiación electromagnética que emiten tanta energía como el Sol y se producen debido al choque de estrellas muertas o hipernovas.

Si un fenómeno de estas características tuviera lugar en la Vía Láctea podría destruir la capa de ozono, permitiendo así el paso de los rayos ultravioleta del Sol, lo que tendría como consecuencia el exterminio de la vida en la Tierra.

Google+ Badge

Síguenos en Google+

Síguenos en Twitter

© Grandes enigmas y misterios del mundo
Maira Gall