viernes, mayo 30, 2014

Desapariciones misteriosas en el mundo

¿Es nuestra realidad la única existente?

Aquí te presentamos algunos de los casos más polémicos de desapariciones en nuestro mundo :

El Mar del Diablo o Triangulo del Dragón

triangulo DEL DIABLO

Ubicado en el Océano Pacífico, se lo asocia con las desapariciones misteriosas de barcos.

El Gobierno japonés fletó un buque de investigación, el Kaiyo Maru, tripulado por más de cien científicos, pero también desapareció.

No obstante, su pérdida no fue tan misteriosa, ya que fue 'devorado' por un volcán que entró en erupción mientras los científicos del Kaiyo Maru lo investigaban.

No se sabe de sobrevivientes.

 

El triángulo de Bennington

triangulo de Bennington

Entre 1945 y 1950, en esta zona desaparecieron cinco personas de forma inexplicable, con gente a su alrededor.

Se barajó la idea de que podrían haber sido víctimas de algún maníaco.

Sin embargo, todos los desaparecidos eran demasiado diferentes y descartaron esta hipótesis.

El Mar de los Sargazos

mar de los sargazos

Ubicado en el océano Atlántico, es una zona donde las corrientes oceánicas acumularon inmensas cantidades de algas sargazos, lo que, en general, convierte esta zona en un tipo de mar en medio del océano.

Se dice que muchos barcos desaparecieron sin dejar huellas. Los llamados barcos fantasmas aparecían flotando en el mar sin tripulación ni pasajeros. Se destaca el emblemático caso del Mary Celeste un barco donde encontraron comida para medio año, dinero, joyas e incluso juguetes.

La anomalía del Atlántico Sur

anomalia del atlantico sur

Se localiza sobre el océano, cerca de Brasil.

Allí el cinturón magnético terrestre se encuentra más cerca al planeta que en otros lugares, lo que genera una radiación fuerte que afecta a los satélites y otros objetos que cruzan el área.

Hay gente que supone que tal fenómeno podría haber jugado un papel importante en la catástrofe del vuelo 447 de Air France (2009), en la que perdieron la vida 228 personas.

Google+ Badge

Síguenos en Google+

Síguenos en Twitter

© Grandes enigmas y misterios del mundo
Maira Gall